La leyenda de la pintura con corazones humanos en el Louvre

Publicado el día 08 de Noviembre del 2017, Por National Geographic Traveler

Este es uno de los museos más importantes del mundo.

El Museo del Louvre es definitivamente el más famoso de Francia. Miles de turistas acuden año con año para poder apreciar los tesoros que tiene en su interior. En esta ocasión les vamos a contar una leyenda que guarda una de sus pinturas.   

Esta pintura se titula: “Interior de una cocina”.

El uso de la sangre o fluidos corporales eran utilizados en el pasado para hacer arte. Algunos pintores del siglo XVII afirmaban que los corazones humanos segregaban una sustancia muy valiosa que denominaron “munie”. Esta sustancia al ser mezclada con óleos y aceites, al momento de ser aplicada sobre los cuadros, otorgaba un efecto imposible de conseguir de ningún otro modo.

Según cuenta la leyenda, el artista Martin Drölling pudo tomar los corazones embalsamados de Ana de Austria, Maria Teresa y la Duquesa de Montpensier para la creación de sus pinturas. Algunas personas afirman que el cuadro “Interior de una cocina”, ubicado en el Museo del Louvre, está elaborado con estos “corazones reales”

Ana de Austria fue la madre de Luis XIV. Esta pintura no está exhibida en el Louvre.

Por lo que, si vistas este recinto cultural, te invitamos a que conozcas esta peculiar pintura. ¿Te sabes otra leyenda del Museo del Louvre?

NO TE PIERDAS: 7 castillos embrujados en el mundo