http://ngenespanol.com/

Frankfurt am Main

Te sorprenderá todo lo que esta ciudad a orillas del río Meno ofrece más allá de negocios y altos rascacielos.

FECHA DE PUBLICACIÓN:2011-03-22     AUTOR: Isabel Cárdenas Cortés

Frankfurt es un ciudad en donde conviven personas de alrededor de 175 naciones; el multiculturalismo se desborda por cada esquina de la urbe. Esto se refleja, por supuesto, en los aspectos culinario, cultural y artístico; y en todos y cada uno de sus rincones. Frankfurt es una de las urbes alemanas con más áreas verdes; por increíble que parezca, no es sólo la sede económica de los bancos más importantes de Alemania y empresas multinacionales. Por si fuera poco es la ciudad natal de Goethe, cuna de movimientos intelectuales como la "Escuela de Frankfurt" y de DJ?s conocidos en el mundo entero. Fundada en el siglo I dC por los celtas y germanos, fue un importantísimo puerto interior y centro comercial, hoy día es uno de los centros financieros más importantes de Europa. Pero esta histórica metrópoli también tiene una vida ajetreada de bares, restaurantes y está llena de secretos. Te los revelamos.

Visita cultural

Definitivamente conviene hospedarse en la zona céntrica de la ciudad o cerca de la estación ferroviaria, ya que de la estación al aeropuerto se hacen 12 minutos en tren. Una buena opción es el Hotel París, una casona construida en 1905, remodelada y reinaugurada en 1999;  o  en el Hotel Savoy ubicado justo frente a la estación del tren. En ambos sirven un desayuno alemán delicioso: gran variedad de pan de la región, carnes frías, quesos de varios tipos, huevos pasados por agua, mermeladas y jugo de manzana, por supuesto.

Una vez iniciado el ritual matutino comienza el periplo por la ciudad. Primero, hay que darle una peinada el centro histórico y caminar por la calle Untermainkai, que corre a lo largo del río Meno, si sigues su cause podrás contemplar los diferentes puentes que lo cruzan y llegar hasta la iglesia de San Leonardo, testigo de la dinastía de los Staufer, desde donde el emperador Federido II se dirigió por primera vez a los habitantes de Frankfurt. Esta iglesia es ejemplo del estilo románico alemán y ofrece una vista panorámica de la ciudad, desde aquí se aprecia el contraste entre el viejo y el nuevo Frankfurt, plagado de rascacielos, que son orgullo de su población. Desde San Leonardo toma la calle Alte Meinzer Gasse hasta llegar a los Archäologischer Garten, en donde se pueden explorar dos etapas de la historia de Frankfurt: la romana, con los baños termales, y los restos de la fortaleza militar; asimismo en esta zona están las ruinas descubiertas en 1953 de un palacio real de la dinastía Carolina. Desde los jardines arqueológicos se llega al Keiserdom, construido en 1239 en honor a San Bartolo.  De 1562 a  1792 la catedral imperial fue sede de la coronación de diez emperadores.

Al rodear los jardines llegarás de otra vez al centro histórico (Altstadt), reconstruido después de la Segunda Guerra Mundial. Frente al Museo Histórico está uno de los edificios más hermosos de la Plaza Römerberg: la Haus Wertheim, del siglo XVII, fue la casa única que no resultó dañada durante la guerra; hoy alberga una pastelería y un pub en la planta baja. Otro edificio que vale la pena admirar es el Römer (Ayuntamiento o sede de la alcaldía), en la parte oeste de la plaza, es un ejemplo del estilo gótico, su triple fachada es típica del siglo XV. En esta plaza año con año, de noviembre a diciembre se monta una gran feria navideña: Weihnachtsmarkt, la que debe recorrerse bebiendo un vaso de Glühwein (vino caliente aromatizado con distintas especias). En este rumbo también está la Paulskirche (iglesia de San Pablo, inaugurada en 1789), un importante símbolo político de la ciudad que se convirtió en sede del parlamento alemán en 1848-1849.

Si el cansancio y el hambre no te han invadido, la casa de Goethe vale la pena una vista. Aquí, cuenta la leyenda, el escritor empezó a escribir Fausto. Después, regresa al Altstadt para comer en el restaurante Leib und Seele, donde sirven una muy buena salsa verde o Grüne Soße, especialidad de la región.

  • REDES SOCIALES

  • Foto del Lector