http://ngenespanol.com/

Spa para elefantes

Se demuestra que los paquidermos que habitan el Parque Nacional Serengueti viven con menos estrés

FECHA DE PUBLICACIÓN:2013-02-07     AUTOR: Redacción

Un estudio publicado en el African Journal of Ecology descubrió que los niveles de estrés en los elefantes de la zona del Serengueti disminuyen cuando los ejemplares están dentro de la reserva.

La investigación abarcó un área de 16 mil kilómetros que incluye al Parque Nacional Serengueti (fundado en 1951), el área de Ikoma y la Reserva Grumeti de Juego. Durante su aplicación, se recolectaron 117 muestras de heces fecales de manera arbitraria en el periodo de marzo a julio del 2010; en las heces se reflejan los niveles de hormonas glucocorticoides en sangre de los últimos dos a tres días, hormonas responsables del estrés.

Tras recolectar las muestras, se descubrió que los elefantes localizados dentro de la reserva presentaban concentraciones notablemente menores de glucocorticoides que los individuos que residían fuera de la misma. Además, se descubrió que una mayor cantidad de elefantes moraba dentro de las inmediaciones del parque; ningún macho soltero avistándose fuera de ésta.

El estrés provoca cambios tanto conductuales como fisiológicos. Un animal estresado tendrá un menor desempeño físico, un libido reducido y una menor resistencia inmunológica.

El Dr.Elvin Roskaft, de la Universidad Noruega de Ciencia y Tecnología, cree que los elefantes se concentran dentro del parque ya que intentan evitar activamente las interacciones humanas.

Sin embargo, las áreas protegidas suelen ser demasiado pequeñas y aisladas como para proveer un hábitat adecuado para la conservación de la especie a largo plazo, ya que los elefantes ocupan grandes áreas para poder moverse, alimentarse y subsistir.

Como las fronteras de las reservas naturales colindan con comunidades rurales, éstas representan una zona de conflicto; surgiendo problemas como la  invasión de zonas agrícolas por parte de los elefantes, ataques al ganado y a humanos, transmisión de enfermedades, entre otras.

Estos sucesos (y los costos que implican) hacen que la población local contribuya poco a la conservación de la especie. En vez de esto, muchos se involucran en la caza furtiva, que les aporta carne y ganancias económicas por el marfil de los animales. En una encuesta realizada en el 2002 se reveló que aproximadamente 60,000 campesinos viviendo a un rango de 45 kilómetros del Parque Serengueti admitieron haberse visto involucrados en actividades de caza furtiva dentro de la reserva natural.

El área de Tanzania (dentro de la cual se encuentra el Parque Nacional Serengueti) alberga la población más grande de elefantes africanos a nivel mundial, contando con al menos 109 mil ejemplares dentro de ella. De esta cifra, en 2006 se contabilizaron mil 500 elefantes dentro del Parque Serengeti, siendo éste un espacio importante para la conservación de la especie.

  • REDES SOCIALES

  • Foto del Lector